Conoce los tipos de terrenos para correr

Antes de cualquier cosa, debemos saber que el terreno marcará el tipo de entrenamiento que realizaremos, no debiendo realizar series o incluso progresiones sobre un suelo poco estable o elevado, por peligro a lesionarnos y por ser poco fiables respecto a nuestra forma física.

Para analizar los diferentes tipos de terrenos los dividiremos en unas características fundamentales, que nos permitirán poder escoger, dependiendo de nuestro objetivo:


• Dureza: resistencia del terreno a ser deformado por el impacto. • Peligro de lesión: por la estabilidad ofrecida, por objetos sueltos o incluso por la estadística a sufrir sobrecargas.


• Comodidad de ruta: si los agentes externos a la carrera nos afectas al poder realizar nuestro entrenamiento de forma continuada, como son el tráfico, cruces de calles.


• Tipos de entrenamientos: Cuestas, fartleks, progresiones, series.

Una vez visto los elementos en lo que vamos a distinguir los tipos de terrenos, analicémonos, para poder escoger el que mejor nos resulte.



Asfalto: Para los corredores de ciudad, probablemente sea la superficie más utilizada. Tiene la ventaja de ser lisa y regular, con poca resistencia a la zancada, lo que permite mantener un ritmo de carrera regular. Sin embargo, su firmeza supone un mayor impacto en las articulaciones. Un calzado adecuado ayudará a disminuir este efecto nocivo. Por otra parte debemos ser conscientes que es muy cómodo a la hora de realizar rodajes, series, progresiones y fartleks.


  • Pros: al ser un terreno más regular evitamos las torceduras de tobillo. Como es duro, el impacto de la pisada se nos devuelve casi completamente y es un terreno más propicio para rodar rápido. En días de lluvia es lo más cómodo y menos guarro para salir a rodar.

  • Contras: castiga mucho las articulaciones al devolver el impacto, por lo que hay que tener cuidado en iniciados y lesionados. Si el terreno es inclinado, correr mucho tiempo en el mismo sentido afecta a la pisada y se pueden dar lesiones. puede haber tráfico, con el consiguiente riesgo que ello conlleva. Es bastante aburrido y tedioso correr por asfalta, salvo excepciones.

Acera: La mayoría de las personas que viven en ciudades o se escapan en sus ratos libres de trabajo a entrenar, lo usan. De la misma forma que el asfalto, se caracteriza por su gran dureza, siendo muy habitual lesionarse a nivel articular, por su poca absorción de impacto. Resulta incómodo a la hora de planificar entrenamientos por la gente que transita por ella y cruces de distintas calles.


Carril bici: existen diferentes tipos de carriles. Los hay de suelo como el asfalto, con las mismas características y los hay que han sido asfaltados con otro tipo de superficie algo más mullida y firme. El tipo de material de este último sería la más parecida a las pistas de atletismo, donde sería idónea la realización desde rodajes, cambios de ritmos, series, sin apenas peligro a la lesiones, por su dureza firme pero blanda. El gran inconveniente, es que existen pocos carriles bicis de este material que además diferencien zona de bicicletas y de peatones.


Tierra dura: Ofrece una dureza intermedia con un terreno irregular que, al igual que el césped, fortalece músculos y articulaciones, especialmente si se presentan pendientes. También debe tenerse cuidado con los hoyos, las raíces de los árboles, las piedras o el barro que puedan surgir en el camino y causar tropezones, torceduras o malas pisadas. Es ideal si se está entrenando para carreras de trail running.


Pros: es una superficie de dureza intermedia entre el asfalto y el cesped. Las zonas por donde discurre suelen ser más motivantes y bonitas. Es más propicio para hacer cuestas. No suele haber tránsito de coches.


Contras: las piedras sueltas y pequeños hoyos pueden traicionar a nuestros tobillos. Si nos pilla la lluvia por el camino es bastante incómodo y sucio correr por tierra. Suelen ser solitarios, por lo que es mejor ir acompañados por si nos lesionamos o tenemos cualquier percance. Si hay tránsito de coches la polvareda es muy incómoda. Césped: terreno con muy poca dureza donde la posibilidad de lesionarse aumenta exponencialmente, si no se realiza con cuidado, por la falta de estabilidad al apoyo del pie.


  • Pros: la principal ventaja con la que cuenta el cesped es que el contacto al pisar es de bajo impacto, muy de agradecer para los que se inician en el running o para los que tengan tocadas rodillas o tobillos. Suele ser la principal causa de elección de esta superficie.

  • Contras: al amortiguar más, si abusamos de esta superficie puede sobrecargar la musculatura. Los pequeños hoyos o baches se camuflan con la hierba y podemos dar un mal paso. Y el mayor contra es que es difícil encontrar una superficie de cesped cerca de casa y con extensión suficiente como para rodar agusto.

Arena: Es la superficie más irregular, pudiendo variar de una consistencia blanda a otra firme de una pisada a otra. Aunque puede resultar tentador correr descalzo por las playas y arenales, es recomendable llevar zapatillas, puesto que su uso hace más improbable torcerse un tobillo y lastimarse la planta de los pies con objetos sólidos ocultos bajo la arena.


Pista de atletismo: Se trata de una terreno realizado precisamente par entrenar o competir, así no como para los días de rodaje. Puesto que es un material sintético, brinda un menor impacto y reduce el riesgo de lesiones. También supone un espacio sin interrupciones ni peligros. Es idóneo para medir el tiempo y la distancia de forma exacta. Quizá su mayor inconveniente sea la monotonía.


Cinta de correr: Está libre de obstáculos como el desnivel del suelo, las piedras e incluso del tránsito. Encuentra un gimnasio que te quede cerca, con cintas que puedas utilizar en tus horarios disponibles.Asesórate sobre cuál es el mejor horario en el que haya la mayor cantidad de cintas libres para que puedas ejercitarte sin tener que esperar.Las cintas no son lo ideal para entrenar para una carrera de calle, puesto que ellas son las que marcan tu ritmo, incluso cuando estás cansado, motivo por el cual se recomienda realizar los entrenamientos al aire libre.


Consejos por superficie


• Si se corre por la calle, es mejor elegir una vía relativamente tranquila e ir siempre en el sentido contrario al tránsito y sin escuchar música para tener todos los sentidos concentrados en lo que se está haciendo.

• Tanto en tierra como en césped es mejor echar un vistazo previo al terreno por el que se transitará. De este modo se evitarán sorpresas desagradables como hoyos o grandes desniveles.

• Las pistas de atletismo son ideales para cronometrar tiempo y distancias.

• En arena siempre es necesario llevar zapatillas para evitar lastimarse la planta del pie o sufrir una torcedura de tobillo.

Featured Posts
Recent Posts
Archive
Search By Tags
No hay tags aún.
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
  • Facebook - Black Circle
  • Negro del icono de Instagram

© 2023 by T-MARKET. Proudly created with Wix.com

iPhone6Carrier_BlogPost_1000x500
19103923_4322
article-1170253-03FCCDE5000005DC-278_634x411
30459698.n0slu6dfce
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now