Cómo optimizar tu recuperación después de correr.

¿Por qué es importante la recuperación post-carrera?


La mejor manera de incorporar a tu rutina de entrenamiento algún tiempo de recuperación es haciendo de ella un hábito. Debes encontrar un ejercicio o práctica que funcione bien para ti y realices de forma casi automática. No tienen por qué ser ejercicios largos, con unos pocos minutos diarios es más que suficiente.


Lo importante es que envíes un mensaje a tu cuerpo de que ya el entrenamiento de alta intensidad terminó y es tiempo de relajarse y comenzar el proceso de recuperación.


Estos ejercicios de recuperación no son algo estricto y único para todos los corredores. Hay atletas que tras finalizar una sesión de entrenamiento intensa encuentran un lugar en la hierba para relajarse y socializar, otros hacen rutinas sencillas de estiramiento y algunos atletas simplemente se tienden en el suelo para relajarse.


Cada persona tiene una rutina distinta, pero el efecto general es proporcionar a tu cuerpo una transición valiosa fuera del modo de entrenamiento.


5 actividades útiles para la recuperación post-carrera


1. Estiramiento

Esta es una de las actividades más importantes y no debe pasarse por alto. Para una recuperación rápida y corta puedes estirar los gemelos y los cuádriceps. También sería muy positivo que estirases los aductores (el estiramiento de la mariposa) y el psoas. Trata de mantener cada estiramiento durante al menos 30 segundos y un máximo de tres minutos.


2. Posturas de yoga

Complementa tu estiramiento con posturas de yoga. La postura del guerrero (Virabhadrasana) beneficia a los corredores por la orientación de los flexores de la cadera. La Uttanasana es una buena manera de estirar suavemente los músculos isquiotibiales y aflojar la espalda baja.



La postura en cuclillas (Malasana) es esencial para mantener los tobillos, caderas y espalda flexible y por último, la postura Viparita Karani ayuda a la circulación de la sangre de las piernas después de haber realizado una carrera intensa.


3. Utiliza un rodillo de espuma o foam roller

Si dispones de un foam roller a tu alcance, tomate el tiempo de usarlas en la espalda baja, pantorrilla, banda iliotibial, isquiotibiales y pantorrillas. También puedes utilizar una pelota de lacrosse para estimular los “puntos gatillo” de tu organismo (por ejemplo, espalda y caderas). Una pelota de golf también te puede ayudar a relajar la fascia plantar.


Si no tienes estos utensilios a la mano, puedes simplemente usar tus pulgares o la mano para darte un auto-masaje ligero en áreas como las pantorrillas, caderas y espalda baja.


4. Hidrata y nutre tu cuerpo

La hidratación e ingesta de alguna merienda saludable como combustible son de suma importancia para tu ritual post-carrera. Esto puede implicar simplemente ingerir abundante agua junto con alguna fruta para terminar tu rutina de entrenamiento.


5. Analiza tu rutina de calentamiento

Si utilizas ejercicios o estiramientos dinámicos como parte de tu rutina de calentamiento, también los puedes realizar en tu rutina post-carrera.


Incluso el más activo de los corredores tiene que añadir algunos minutos de recuperación posterior, si lo hace, se mantiene libre de lesiones y puede realizar más carreras y alcanzar sus metas de forma más efectiva.


Featured Posts
Recent Posts
Archive
Search By Tags
No hay tags aún.
Follow Us
  • Facebook Basic Square
  • Twitter Basic Square
  • Google+ Basic Square
  • Facebook - Black Circle
  • Negro del icono de Instagram

© 2023 by T-MARKET. Proudly created with Wix.com

iPhone6Carrier_BlogPost_1000x500
19103923_4322
article-1170253-03FCCDE5000005DC-278_634x411
30459698.n0slu6dfce
This site was designed with the
.com
website builder. Create your website today.
Start Now